Portada » Blog » “Google Earth me va muy lento” – ¿Cómo solucionarlo?

“Google Earth me va muy lento” – ¿Cómo solucionarlo?

Así, sin más. Hoy vengo a resolverte un problema extremadamente concreto alforjero. Porque quiero que te acostumbres a usar Google Earth, porque es una herramienta perfecta, no solo para crear rutas, sino para darte cuenta de lo grande que es tu provincia, tu país y el mundo y lo poco que conoces de él/ella.

Google Earth es un programa que si le soltamos los frenos consume muchísimos recursos, es como una bici cargada con alforjas hasta los topes bajando por un barranco. Si no lo controlamos va a terminar malamente. Y a veces puede volverse desesperante cuando el programa va lento o no responde y terminamos por darnos por vencido. Lo bueno es que hay solución.

 

Vamos a ver paso a paso como configurar Google Earth para que vaya fluido y no se cuelgue o se bloquee cuando estemas en medio del diseño de una ruta o navegando por él. Aquí la clave está en ir aplicando un paso tras otro hasta que veamos que el programa corre bien y no ir directamente a la configuración más básica, ya que entonces perderemos algunos de los alicientes del programa.

 

Si tienes un ordenador muy potente puedes usar este tutorial para todo lo contrario, poner el programa al 100% de su capacidad, solo tienes que aplicar las medidas al revés. Vamos a ello. Abre el Google Earth!

 

Medida previa:

Cierra previamente todos los programas que no vayas a usar. Así todos los recursos de tu ordenador se destinarán a Google Earth. Especialmente programas como el navegador Chrome (a ver como lo haces para no cerrar el tutorial 😉 ), reproductores de música y programas gráficos (Photoshop, Gymp…).

 

Primera medida: Capas y lugares

A la izquierda de la pantalla veras en una columna las secciones de “Lugares” y “Capas”. Primero en la de lugares desactivaremos todas las rutas y waypoints que no vayamos a necesitar y dejaremos solamente las estrictamente necesarias. Las rutas que están activadas, sobre todo si son rutas muy largas, (+1.000 km) consumen muchos recursos.

 

 

Con las capas haremos lo mismo. Yo normalmente solo tengo activada las subcapas “Fronteras” y “Sitios poblados” dentro de la capa “Fronteras y etiquetas” y la capa “Carreteras”. Algunas veces también activo la capa “Fotografías” para ver si hay alguna foto por el lugar que estoy explorando pero no la dejo activada. Además, desde que Google cerró Panoramio las fotos han dejado de cargar por lo que te recomiendo que desactives siempre esta capa.

 

 

¿Sigue yendo lento? Vamos a por la siguiente medida.

 

Segunda medida: Pestaña “Ver”

Arriba, a la izquierda de la pestaña “Herramientas” pincha sobre la pestaña “Ver”. Aquí desactivaremos, si es que están activados, “Atmosfera”, “Sol”, “Imágenes históricas” y sobre todo “Superficie del agua”.

 

 

¿Aún no? Pues sigamos.

 

Tercera medida: Configuración (I)

Pincharemos sobre la pestaña “Herramientas” y luego en “Opciones”. Se nos abrirá un panel de control. Todo lo que tenemos que tocar de este panel está en la pestaña “Vista 3D”. Asegúrate de que lo tienes configurado de la siguiente manera:

 

Lo más importante es que bajes la “Calidad del terreno” al mínimo. Esta medida tendrá mucho impacto sobre el rendimiento del programa.

 

Si estás usando la versión de Google Earth Pro, este panel será un poco diferente. En ese caso tendrás que configurarlo de la siguiente manera:

 

 

¿Todavía no? Ya solo nos queda una medida.

 

Cuarta medida: Configuración (II)

Si aún te va lento el programa tendremos que aplicar la medida más radical: Desactivar el relieve. Perderemos mucha información de perfiles y alturas pero es la última carta que nos queda. Volveremos al panel anterior y desmarcaremos la opción “Mostrar relieve”.

 

 

Igual que en el punto anterior, si tienes la versión de Google Earth Pro, la casilla del relieve es la que aparece en la siguiente imagen.

 

 

En este punto tu Google Earth está configurado para gastar los mínimos recursos, si aun así el programa se cuelga, amigo, tienes que cambiar de ordenador (o quizás de tarjeta gráfica o ampliar la memoria RAM). Un último recurso sería que, si estás usando Google Earth Pro, te pases a la versión normal (la del icono azul en vez de gris), ya que consume menos recursos.  Espero que te haya servido este tutorial de optimización de Google Earth y ya sabes si tienes alguna duda comenta. Hasta la semana que viene.

 

Opt In Image
¿Quieres convertirte en un alforjero?
Apúntate y recibe nuestro regalo de bienvenida

Suscríbete a nuestra lista de correo y recibe nuestro regalo:

Una lista con todo lo que necesitas llevar a un viaje en bicicleta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *